Análisis

Nuestros títulos en las tiendas de Amazon

AMAZON ESPAÑA (€) | AMAZON USA ($)

Guerra Mundial Z. La evolución del mito zombie

Guerra Mundial Z reviewDel zombie vudú, al zombie de competición. Casi un siglo de ejercicio, y aquí tenemos el resultado

«Y no olviden supervitaminarse y mineralizarse», así cerraba el plano la mítica serie de dibujos animados «Super Ratón», y esto es más o menos lo que le ha sucedido al zombie clásico, el zombie vudú de toda la vida. Al ritmo que vamos, probablemente los próximos zombies que veamos en pantalla podrán volar. Dicho esto, debo reconocer que la película Guerra Mundial Z, basada en el best seller de Max Brooks, me ha sorprendido gratamente. Hoy en día la norma es ir ver una película, y esperar que al menos no te decepcione demasiado, pues ya sabemos de que palo va el cine actual, y claro, cuando vas preparado para lo peor, y te encuentras con una película que te engancha de principio a fin, pues te quedas sorprendido como poco. Y algo parecedido me pasó hace unas semanas con Oblivion, pero esa es otra historia, y ahora toca hablar de zombies.

Como todos sabemos la historia y la evolución del zombie podemos catalogarla como sigue: El zombie vudú, el zombie pulp, el zombie romero, los infectados, y los gym-zombies. Pasar de un zombie alelado, tal y como nos los describían a principios del siglo XX, al zombie actual capaz de batir records mundiales de atletismo, resulta obvio que responde a un durísimo proceso de entrenamiento y comida sana, es decir, cerebros de atleta, o yo qué sé. Alcanzar tal estado de forma física les ha llevado nada más y nada menos que unos cien años, todo un siglo que se dice pronto. Y bueno, dentro de la clasificación que hemos comentado, quizás también deberíamos incluir al “zombie esperpento”. Sí, el cine nos ha dado alguna que otra parodia interesante dentro del género, desde las más brutales, como Brain Dead (Tu madre se ha comido mi perro), de Peter Jackson, a las más terroríficamente ñoñas, como Memorias de un Zombie Adolescente. Esta última válgame Dios; nunca pensé encontrarme algo así en la cartelera, y desde luego reconozco que el planteamiento tiene su punto, pero no, por favor, zombies románticos no.

Sinceramente no he leído la obra de Max Brooks, así que no puedo hacer comparaciones, ni decir qué es mejor, si la película o el libro, aunque como suele ser habitual, mejor apostar por el libro si queremos ir sobre seguro. Al margen de esto, y aunque el actor protagonista (Brad Pitt) no es de mi agrado, debo reconocer que estuve pegado a la pantalla desde el primer minuto al último.

A pesar de ser un tema saturado, y en el que es prácticamente imposible rodar una película más o menos interesante, Guerra Mundial Z nos plantea la situación de una forma distinta, y que de alguna manera logra recuperar el interés por disfrutar con una película de zombies. Los diálogos son escasos y la acción vertiginosa, donde la clave no está en escapar o sobrevivir al más puro estilo «tower defense», todo un clásico en el género zombie, sino en descubrir el paciente cero.

Esta vez la trama no se basa en la superviviencia de un grupo de personajes esterotipados dentro de un supermercado, o una taberna irlandesa, o un avión, un submarino, o un globo aerostático, no;  esta vez no. El verdadero protagonista de la película es ese momento maravilloso y eminentemente pulp del que ya hemos hablado infinidad de veces: ¿a qué nos enfrentamos? Una situación que se prolonga durante todo el metraje, y sin que el interés decaiga en ningún momento.

Sin embargo, no todo van a ser flores. El espectador tendrá que tener unas tragaderas de campeonato para asimilar algunas situaciones, las cuales el protagonista resuelve de una forma, que ya quisiera James Bond. Pero no nos engañemos, esto es una película comercial, donde una de las bazas más importantes es su espectacularidad, como el asalto a Jerusalem, pero al menos hemos de agradecer al director que ésta no sea la única baza.

Quizás el mayor problema, el que más rechina, sea la forma que tiene el protagonista para combatir la plaga de los zombies. Una plaga que tal y como la plantean, de producirse, no serían posible detenerla de ninguna manera. Ahora bien, en un primer momento hablan de infectados, después de zombies. Cuando empiezan a hablar de zombies, y dicen que están muertos, ¿cómo es posible que sepan diferenciar a una persona sana de otra enferma, para decidir a quién deben atacar y a quién no? Por Dios, que pongan a uno de estos zombies en el Servicio de Urgencias de cualquier hospital, porque no existe, ni existirá mejor ojo clínico.

Debo decir que he visto muchas películas de serie b, muchas películas con explicaciones científicas que harían palidecer a la mente más absurda, weird, bizarra, o como queráis llamarla, pero lo de los zombies estos capaces de hacer un diagnóstico clínico de la víctima al primer vistazo, es para quedarse atónito. También es cierto que la idea no es nueva, es algo que ya hemos visto en otras películas, donde el ente agresor es capaz de reconocer un cáncer en la víctima que pretende parasitar, y la rechaza. Algo que tiene sentido, pero no en este caso. En fin, no creo que merezca la pena buscarle muchas explicaciones a esto. En líneas generales la película funciona, y cumple con su cometido: ¡entretener! Lo cual, a vista de la temática, no resulta sencillo.

Ahora, detallemos un poquito más la clasificación que hemos utilizado para el presente artículo, como no, totalmente discutible. La evolución de los zombies, aunque tampoco estaría de más echar un ojo a esta publicación: Relatos Clásicos de Zombis, por Valdemar. (La plaga de los zombies y otras historias de muertos vivientes, varios autores, 2010)

- El Zombie Vudú: El primero de todos, el origen del concepto. Un pobre desdichado que da más pena que otra cosa. Para saber más de él no dejes de ver la película El Arco Iris y la Serpiente (Wes Craven, 1988), o leer el relato «Muertos que trabajan en los campos de caña (Dead Men Working in the Cane Fields) - William Seabrook».

- Zombie Pulp: Lo de zombie es por decir algo, porque en realidad la mayoría de los relatos describien engendros de todo tipo, y que no atienden a reglas concretas. De hecho el uso del término "zombie" es puramente anecdótico. La norma es referirse a él como muerto viviente. El límite lo pone la imaginación del autor, aunque normalmente el elemento común era su voraz apetitio por las rubias atractivas y ligeras de ropa.

- Zombie Romeriano: Es el zombie más representativo, lento, pero implacable. Respeta las reglas, y generalmente solo se utiliza como excusa para plantear dilemas morales. En realidad no son el enemigo, sino la circunstancia que hace aflorar lo peor de nosotros. Son una forma de crítica social.

- Zombie Post Romeriano: La parsimonia de los muertos vivientes de Romero no era la más indica para el cine palomitero y de acción vertiginosa de los últimos años, así que se decidió sustituirlos por Infectados, más veloces, y más fuertes. Altius, citius, fortius.

- Zombie Esperpento: Zombies a modo de parodia, inclasificables. En el cine tenemos ejemplos desde Brain Dead, a la actual Memorias de un Zombie Adolescente. Una vez que se le ha perdido el miedo, de igual forma también el respeto.

- Gym Zombies, o Super Zombies: Zombies de gimanasio capaces de batir records olímpicos: Vease Guerra Mundial Z.

- ¿Master Zombie? ¿Qué será lo siguiente? Probablemente zombies capaces no ya solo de volar, sino también de manejar el espacio y el tiempo a su antojo. Zombies en modo Dios. De hecho los vivos lucharán entre sí por convertirse en zombies de pleno derecho.

Arriba tenemos una típica portada pulp, en este caso de la revista Horror Stories, donde la obra principal es una novela de muertos vivientes (recordemos que el término zombie raras veces se usaba antes de las películas de Romero), y que se titula: The Dead Hate the Living (Los muertos odian a los vivos), de Wayne Rogers, que sin haberla leido, supongo que será la típica historia pulp con "mad doctors" de por medio, un hospital para los experimentos, y bellísimas mujeres en peligro. Así era el Zombie Pulp.

Sobre el Autor

Emilio Iglesias

Emilio Iglesias

Escritor empedernido, capitán de ésta y otras aventuras, dirige como puede RelatosPulp.com
Cargar Comentarios Previos
  • Bueno esa es una frontera bastante difusa. A veces los vampiros modernos y los infectados no se diferencian en mucho.:p

  • SPOILER:


    [*]La película, el libro no lo he leído, tiene unos FX que ya de por sí invitan a cualquier aficionado del género Zombie. La trama me pareció otra de tantas sobre virus, pandemias y encontrar el inicio de la infección para crear el antídoto, pero sin antídoto. Solo una quimioterapia puede salvar al mundo.
    El tema del héroe va más allá con Brad Pitt que con la Marvel de productora. Solo su ojo clínico (aunque el personaje no tenga ni idea de medicina) es capaz de dar con la clasificación que hacen los muertos vivientes de los vivos agresivos-sanos y los pasivos-terminales. Menudo es el Bard analizando comportamientos obvios. Aun siendo obvios, la cuadrilla de técnicos, antropólogos, militares, médicos, físicos y tal manda al desconocido de turno a poner en riesgo su familia y a todo aquel que lo acompaña al caballero de mandíbula cuadrada, antes que hacer un estudio del caso.
    El valor de este personaje también va más allá de volar un avión en pleno vuelo y quedar ileso, además se inocula un virus mortal "al pito pito colorito" como un ludópata ruso. Sí, además de la mandíbula, también tiene cuadrados los coj...
    La peli me entretuvo tanto que al terminar (osea, el punto donde salen las letras en la peli) creí que era un error del proyector de cine. ¿Y ya está? -exclamé en la sala ¿Y ya está?
    Pues sí, el final te deja vacío.
    A parte, las escenas de tensión las hacen todas con la cámara al hombro de un pensionista con parkinson. La imagen sufre de tales temblores que más de una vez tuve que apartar la mirada para descansar mis pobres retinas.
    Bueno, me reí un rato, eso sí. Gracias por el artículo, un placer leerte.[/*]

    Comentario editado por última vez entre hace cerca de 5 años y salino
  • El libro no lo terminé de leer, en cambio la peli la disfruté bastante. Sin tener una trama novedosa es muy entretenida, y el ataque a Jerusalem ya paga la entrada.

  • Visto lo visto, creo que deberíamos proponer a Brad Pitt como el próximo James Bond. La escena del avión es para mear y no echar gota. :D

  • Bueno si, la parte del avión si que es un poco exagerada, creo que ni wolverine podría salir ileso de semejante estrellada.:p

  • Por fin he visto la peli. La verdad es que esperaba bastante más, dado el bombo y platillo que tenía. No me han gustado los zombis, ni las escenas donde éstos avanzan en masa (el ordenador canta de lo lindo). Tampoco me gusta la forma de protegerse contra ellos, eso de que no te atacan porque estás enfermo chirría demasiado. Personajes correctos pera nada más. En resumen, una película para pasar el rato pero que al final te deja bastante frío.

  • Y en comparación con el libro, ¿lo has leido, Vicente?

  • Pues no, lo tengo en pendientes, aunque he visto que a la gente le ha gustado más el libro que la película, y parece que no tienen mucho en común.

  • Hay una película indie sobre este género cerebral que me gustó mucho y con una banda sonora que me acompaña todos los días desde que he podido dar con ella. Se llama "The battery" y aquí podemos ver una situación que da una nueva perspectiva a la temática zombi. Os la aconsejo.
    http://www.horror-movies.ca/wp-content/uploads/2013/03/The-Battery-350x494.jpg

    Comentario editado por última vez entre hace cerca de 5 años y salino
  • The battery la habrás visto en versión original, no? Es que acabo de indagar un poco sobre ella, y no veo que se haya estrenado en españa, al menos todavía..., tiene buena pinta.

Artículos: Últimos comentarios

El que mas me ha impresionado hasta ahora es La sección 247,no hace referencia directa a los lugares...
Nuevos cuentos de los Mitos de... en Artículo Joomla
Por favor... No podemos dejar que esta pasada de universo desaparezca... Por favor llama a Ridley Sc...
Prometheus 2012, la verdadera ... en Artículo Joomla
Una verdadera joya, enhorabuena, Emilio.
Maestros del Pulp 2 en Artículo Joomla
Gracias,ya estoy deseando leer las nuevas historia que traerán
Las Cucharas de Mono. Mary Eli... en Artículo Joomla
Sí Felix, Belit sería una magnífica candidata. La verdad es que se nos han quedado muchas en el tint...

Twitter Follow Me

S5 Box

Login

S5 Register